Lunes, 9 de marzo de 2015

Inundaciones en el país: ¿Por qué se producen?

Lunes, 9 de marzo de 2015
image_pdfimage_print

Inundaciones

09/03/2015 – Desde hace un mes comenzaron a darse fuertes lluvias que sacaron del cause a ríos y arroyos generando grandes inundaciones que comenzaron en la provincia de Córdoba y el fenómeno se fue extendiendo a San Luis, Santa Fe, Santiago del Estero y Tucumán. Ésto generó al menos ocho muertos, decenas de evacuados y aún incalculables pérdidas económicas.

Al margen de especulaciones políticas el fenómeno ambiental tiene denominadores en común con otros ocurridos en los últimos tiempos –como en la zona litoraleña por el desborde del río Iguazú o en Tartagal– que no sólo se originan en el clima, sino con  la desforestación, el desmonte y los emprendimientos inmobiliarios sin estudios de impacto ambiental y en zonas de riesgo.

En diálogo con Radio María el ingeniero Santiago Reyna, experto en recursos hídricos de la Universidad Nacional de Córdoba, comentó que “el descuido de la creación y de la naturaleza, obviamente tiene consecuencias. Algunas son más globales como lo es el cambio climático, que es una responsabilidad de todos, no es un castigo divino ni muchos menos, pero tiene que ver con la emisión de gases a partir de combustibles fósiles que sería petróleo y derivado. ¿Qué tenemos que hacer? Por lo pronto ser eficientes con la energía que consumimos”.

Además indicó que “éstas lluvias extremas también tiene que ver con otros fenómenos”. Allí tomó el caso de la Cordillera de los Andes en donde no está nevando, y por ende “los glaciares están retrocediendo y eso implica que en el verano, quienes viven de los deshielos, lo sufren como es en Mendoza, San Juan, Catamarca. Descuidar la naturaleza trae consecuencias”.

El ingeniero Reyna apuntó que sumado al calentamiento global hay que tener en cuenta la cuenca como moderadora del caudal y las lluvias. “Además, fruto de mayores sequías, desarrollo urbanístico un poco desordenado y a veces imprudencias, se construyen causes semi activos y se sierran los que son originales”.  Al aumentar el volumen de agua, los arroyos y ríos recuperan su cuenca natural. 

También comentó que en las zonas de Jesús María, Ascochinga y Río Ceballos, escenarios de grandes desastres en las últimas horas,  “son suelos que ya no son de montaña pero tienen pendientes grandes, entonces si uno le quita la cobertura vegetal se lo lleva. Ahí los desmontes son grandísimo y la urbanizaciones no han generado que el impacto erosivo sea nulo”. Por otro lado tenemos las zonas bajas donde antes eran lagunas, y habrá que pensar en obras de drenajes, indicó el especialista.

 

El problema de los bosques

“El bosque tiene valor en sí mismo y lo notamos cuando vemos los desastres que produce cuando no están” indicó el Ing. Reyna. Además aclaró que “lo que está ocurriendo era esperable”. Allí aclaró que el descuido de la naturaleza a nivel global está generando cambios en el clima que afecta a los más débiles, y adaptarse a esos cambios es costósisimo.

“En el momento de la crisis somos solidarios pero después tenemos que pensar si lo que estamos haciendo es lo mejor. Más que pensar en obras el problema hoy es cómo amigarnos con la naturaleza, que está bien hecha, y somos nosotros los que estamos haciendo mal y de esa manera vamos a poder ver cómo invertir mejor los recursos que tenemos” aclaró hacia el final el profesional.