martes, 26 de junio de 2018

De la penalización del aborto a la penalización de los que se oponen a practicarlo

martes, 26 de junio de 2018
image_pdfimage_print

26/06/2018 – Un grupo de clínicas privadas firmó un comunicado conjunto advirtiendo que no practicarán abortos y reclamaron que una eventual ley en ese sentido incluya tanto la objeción de conciencia de los profesionales médicos como la institucional.

El documento fue suscripto, entre otras, por las clínicas San Juan de Dios, San Camilo, Bazterriza, Santa Isabel, Del Sol, Fleni, Austral y Mater Dei, el Hospital Privado Universitario de Córdoba, la Clínica Universitaria Reina Fabiola y el Instituto Médico Simes de Posadas, Misiones.

Los argumentos médicos

Dr. Enrique Majul. Director médico de la Clínica Universitaria Reina Fabiola

El doctor Enrique Majul, es el director médico de la Clínica Universitaria Reina Fabiola quien, en diálogo con nuestra emisora consideró: “si la ley surgiera tal como esta redactada recurriríamos al ámbito legal para poder tener la objeción de conciencia. Es llamativo como la mayoría de los médicos no están de acuerdo a la hora de realizar estas prácticas”

Por su parte, los directivos del Hospital Austral remarcaron su deseo de que la iniciativa no se convierta en ley, criticaron que sólo exista la objeción de conciencia individual y solicitaron que se incluya un tipo de objeción colectiva que abarque a todos los médicos de la institución.

Desde el Hospital Privado Universitario de Córdoba, el director médico de dicho establecimiento, el Doctor Ricardo Pieckenstainer, dijo que las instituciones de salud han quedado al margen de la discusión.

Los Argumentos legales

Dr. Jorge Gentile. Abogado constitucionalista

Fernando Toller, es abogado representante del hospital Austral. El letrado consideró que “hay sólidos argumentos para entender que el aborto es una acción ilícita moralmente y jurídicamente. Así como el médico puede ejercer su arte de acuerdo a su criterio médico, si se asocia con otros médicos, deben tener los mismos derechos”.

En este punto surgen muchos interrogantes desde el aspecto legal por lo cual consultamos al abogado constitucionalista Jorge Gentile quien consideró que, el no permitirle a una institución medica negarse a hacer un aborto o a ejercer su cláusula de consciencia como tal, es un absurdo.

El letrado explicó que “en todas las clínicas del mundo no se practica todo lo que requieren los pacientes y, como consecuencia de ello no se puede obligarlos a que lo hagan. Además de eso, hay un problema de convicciones religiosas y éticas que impiden que estas instituciones realicen estas prácticas. Nadie puede obligar a estas clínicas a realizar lo que no quieren”

El apoyo de la Iglesia en Argentina

Monseñor Carlos José Ñáñez. Arzobispo de Córdoba

En tanto, la Iglesia Católica y otras religiones se sumarán a una manifestación de médicos de San Juan que se oponen a la despenalización del aborto y reclaman por la clausula de conciencia del profesional y las instituciones privadas

Se trata de un abrazo simbólico al Hospital Rawson de la capital de esa provincia cuyana, que se llevará a cabo el próximo viernes a las 11.

Quien también hizo referencia a esta situación fue el Arzobispo de Córdoba, Monseñor Carlos Ñañez quien, en una de sus homilías consideró que, “los objetores de conciencia son “mártires”. Al respecto, y en contacto con Radio María Argentina, Monseñor Ñáñez expresó que “la ley debe hacer lugar a la objeción de conciencia de los profesionales e instituciones médicas, en una organización democrática y plural eso debe tener lugar. Y menos que esto pueda ser llevado a un tribunal o a la cárcel”